Termografía y cáncer de mama

Termografía y cáncer de mama

05/27/2021 By : Ismael Fernández Cuevas y Nieves Fernández López Home

El diagnóstico de cáncer de mama mediante termografía infrarroja es una aplicación controvertida. Sin embargo, gracias a los avances tecnológicos, su futuro en los hospitales es absolutamente prometedor para la detección temprana de tumores.

El cáncer de mama es el tipo más común de cáncer en mujeres a nivel mundial, siendo clave un diagnóstico preciso para la aplicación de un tratamiento exitoso (Hashemi et al., 2019; Hand et al., 2021). Además, el cáncer de mama es la segunda o tercera neoplasia maligna más común en los países en desarrollo (Acharya et al., 2012), es el diagnóstico de cáncer más común en mujeres menores de 40 años y la segunda causa más común de muerte por cáncer en este grupo de edad (Daly et al., 2021).

“…el incremento mundial de casos de cáncer de mama hace cada vez más necesaria la utilización de intervenciones innovadoras

Hand et al. 2021

Existe una relación proporcional entre el crecimiento del tumor de cáncer de mama y su temperatura (Usuki H., 1990). De hecho, la termografía infrarroja comenzó a usarse en 1956 cuando Lawson descubrió que la temperatura de la piel de un área cancerosa en la mama era más alta que la de un tejido normal (Lawson R., 1956).

Debido a sus iniciales resultados prometedores (Connell Jr et al., 1966), la termografía comenzó a utilizarse de forma masiva como herramienta de diagnóstico durante los años 60 y 70. Sin embargo, entre los años 70 y 90 aparecieron diferentes estudios que describen un número significativo de falsos positivos (Williams et al., 1990; Moskowitz et al. 1976), lo cual puso en tela de juicio la capacidad de la termografía infrarroja como dispositivo de diagnóstico autónomo para el cáncer de mama. Esos estudios impactaron drásticamente en el uso de esta tecnología y en la cantidad de publicaciones científicas (Figura 1) y, lo que es más importante, inevitablemente influyeron en la reputación de la termografía infrarroja en el campo médico.

Sin embargo, durante los últimos 15 años hemos visto como gracias a la mejora de las cámaras y la inclusión de técnicas de inteligencia artificial (como el software automático y técnicas de machine learning) la termografía se ha convertido en una herramienta útil para apoyar el diagnóstico del cáncer de mama. De hecho, se ha demostrado como en el entorno clínico, la utilización de software de termografía automático permite mejorar la precisión y reducir el tiempo de análisis.

Figura 1: Número de publicaciones sobre termografía hasta 2020 (Adaptado y mejorado de Sillero-Quintana et al. 2018)

“…la mamografía demuestra ser la técnica no invasiva más sensible para detectar tumores en etapa inicial, aunque existen otros métodos de detección de cáncer por imágenes sin radiación como la termografía, diafanografía (escaneo de luz), ecografía de mama completa y resonancia magnética (MRI)…»

Hashemi y col. 2019.

Podemos destacar los siguientes PROS de la termografía relacionados con el cáncer de mama:

  • Mayor especificidad en la detección de tumores de mama benignos en comparación con la mamografía (Hashemi et al. 2019) (Figura 2)
  • Permite la detección precoz del cáncer de mama (Kuhl C. K. et al., 2017)
  • Económico (Omranipour R. et al. 2016; Kolarić, D. et al. 2013)
  • Resultados inmediatos, sin acceso venoso ni radiación (Hashemi et al. 2019; Singh, D., & Singh, A. K., 2019)
  • La inteligencia artificial utilizando redes neuronales profundas para analizar los termogramas muestra mejores resultados y parece ser una estrategia de análisis con un futuro prometedor (Mambou et al., 2018)
  • La imagen infrarroja funcional tridimensional (3DIRI) funciona independientemente de la densidad mamaria y genera mapas vasculares tridimensionales de la mama para detectar la asimetría de la vasculatura periférica de la mama, así como variaciones en la morfología vascular, densidad, y tasa de perfusión entre las mamas. (Hellgren R.J., et al 2019).
Figura 2: Resultados estadísticos de varios métodos de diagnóstico comparados con la biopsia como estándar de oro (VPP: valor predictivo positivo, NNP: valor predictivo negativo). Adaptado de Hashemi et al. 2019.

Los CONTRAS de termografía infrarroja con respecto al cáncer de mama son:

  • La falta de conocimiento y experiencia en el uso de esta técnica por parte de los médicos (Hellgren R.J., et al. 2019; Hashemi et al. 2019; Ng, E. K., 2009)
  • Se requieren condiciones específicas para la correcta utilización de la termografía (Hashemi et al.2019)
  • La termografía tiene un 52-61% de sensibilidad en comparación con 70,6 – 94% de la mamografía (Hashemi et al.2019; Williams et al. 1990; Omranipour R. et al.2016)
  • Menor especificidad en comparación con la ecografía, con 78,5% y 95,3% respectivamente (Alikhassi A. et al. 2018)
  • Una mala reputación en el campo de la medicina (Moskowitz et al. 1976; Fitzgerald A. & amp; Berentson-Shaw J., 2012).

A pesar de los pros y los contras de esta tecnología, como señalaron Hashemi y colaboradores (2019): “…la termografía infrarroja también se puede recomendar para su uso como una herramienta complementaria junto con otros métodos de imagen conocidos para la detección temprana del cáncer de mama…” y como prueba complementaria a un examen clínico de mama (Omranipour R. et al.2016).

En conclusión, a pesar de los avances técnicos en termografía, actualmente ésta no puede sustituir a la mamografía como la principal técnica para el diagnóstico de cáncer de mama (Omranipour R. et al. 2016). Sin embargo, la termografía infrarroja se puede proponer como una herramienta complementaria en la detección del cáncer de mama junto con otros exámenes clínicos.

ThermoHuman_cancer_mama_termografia

REFERENCIAS

Alikhassi, A., Hamidpour, S. F., Firouzmand, M., Navid, M., & Eghbal, M. (2018). Prospective comparative study assessing role of ultrasound versus thermography in breast cancer detection. Breast disease, 37(4), 191-196.

Acharya, U. R., Ng, E. Y. K., Tan, J. H., & Sree, S. V. (2012). Thermography based breast cancer detection using texture features and support vector machine. Journal of medical systems, 36(3), 1503-1510.

Connell Jr, J. F., Ruzicka Jr, F. F., Grossi, C. E., Osborne, A. W., & Conte, A. J. (1966). Thermography in the detection of breast cancer. Cancer, 19(1), 83-88. doi: https://doi.org/10.1002/1097-0142(196601)19:1<83::AID-CNCR2820190109>3.0.CO;2-6

Daly, A. A., Rolph, R., Cutress, R. I., & Copson, E. R. (2021). A Review of Modifiable Risk Factors in Young Women for the Prevention of Breast Cancer. Breast Cancer: Targets and Therapy, 13, 241.

Fitzgerald, A., & Berentson-Shaw, J. (2012). Thermography as a screening and diagnostic tool: a systematic review. NZ Med J125(1351), 80-91.

Hand, T., Rosseau, N. A., Stiles, C. E., Sheih, T., Ghandakly, E., Oluwasanu, M., & Olopade, O. I. (2021). The global role, impact, and limitations of Community Health Workers (CHWs) in breast cancer screening: a scoping review and recommendations to promote health equity for all. Global Health Action, 14(1), 1883336.

Hashemi, B., Hasanaj, F., Akbari, M. E., Mirzaei, H. R., Mojtahed, M., & Bakhshandeh, M. (2019). Assessment of Computer Regulation Thermography (CRT) as a Complementary Diagnostic tool for Breast Cancer Patients. Journal of biomedical physics & engineering, 9(6), 621.

Hellgren, R. J., Sundbom, A. E., Czene, K., Izhaky, D., Hall, P., & Dickman, P. W. (2019). Does three-dimensional functional infrared imaging improve breast cancer detection based on digital mammography in women with dense breasts?. European radiology, 29(11), 6227-6235.

Kolarić, D., Herceg, Ž., Nola, I. A., Ramljak, V., Kuliš, T., Katančić Holjevac, J., … & Antonini, S. (2013). Thermography–a feasible method for screening breast cancer?Collegium antropologicum37(2), 583-588.

Kuhl, C. K., Strobel, K., Bieling, H., Leutner, C., Schild, H. H., & Schrading, S. (2017). Supplemental breast MR imaging screening of women with average risk of breast cancer. Radiology, 283(2), 361-370.

Lawson, R. (1956). Implications of surface temperatures in the diagnosis of breast cancer. Canadian Medical Association Journal, 75(4), 309.

Lawson RN. A new infrared imaging device. Can Med Assoc J. 1958;79(5):402-3. PubMed PMID: 13573292. PubMed PMCID: 1830404.

Mambou, S. J., Maresova, P., Krejcar, O., Selamat, A., & Kuca, K. (2018). Breast Cancer Detection Using Infrared Thermal Imaging and a Deep Learning Model. Sensors (Basel, Switzerland), 18(9), 2799. https://doi.org/10.3390/s18092799

Moskowitz, M., Milbrath, J., Gartside, P., Zermeno, A., & Mandel, D. (1976). Lack of efficacy of thermography as a screening tool for minimal and stage I breast cancer. New England Journal of Medicine, 295(5), 249-252.

Ng, E. K. (2009). A review of thermography as promising non-invasive detection modality for breast tumor. International Journal of Thermal Sciences, 48(5), 849-859.

Omranipour, R., Kazemian, A., Alipour, S., Najafi, M., Alidoosti, M., Navid, M., … & Izadi, S. (2016). Comparison of the accuracy of thermography and mammography in the detection of breast cancer. Breast Care, 11(4), 260-264.

Sillero-Quintana, M., Gomes Moreira, D., & Fernández-Cuevas, I. (2018, 4th -7th July 2018). Evolution of sports thermography and new challenges for future. Paper presented at the XIV Congress of the European Association of Thermology, National Physical Laboratory, Teddington, United Kingdom.

Singh, D., & Singh, A. K. (2019). Role of image thermography in early breast cancer detection-Past, present and futureComputer methods and programs in biomedicine183, 105074.

Umadevi, V., Raghavan, S. V., & Jaipurkar, S. (2011). Framework for estimating tumour parameters using thermal imaging. The Indian journal of medical research, 134(5), 725.

Usuki, H. (1990). Relationship between thermographic observations of breast tumors and the DNA indices obtained by flow cytometry. Biomedical Thermology, 10, 282-285.

Williams, K. L., Phillips, B. H., Jones, P. A., Beaman, S. A., & Fleming, P. J. (1990). Thermography in screening for breast cancerJournal of Epidemiology & Community Health44(2), 112-113.


Moskowitz, M., Milbrath, J., Gartside, P., Zermeno, A., & Mandel, D. (1976). Lack of Efficacy of Thermography as a Screening Tool for Minimal and Stage I Breast Cancer. New England Journal of Medicine, 295(5), 249-252. doi: 10.1056/NEJM197607292950504

Europa Thermohuman ThermoHuman ha contado con el apoyo de los Fondos de la Unión Europea y de la Comunidad de Madrid a través del Programa Operativo de Empleo Juvenil. De igual manera ha participado en el Programa de Iniciación a la Exportación ICEX Next, contando con el apoyo de ICEX y con la cofinanciación del fondo europeo FEDER.